Dreamy matte liquid lipsticks de Nabla

nabla dreamy matte

nabla dreamy matte

Abufff. Estaba claro que Nabla tenía que sacar sus propios labiales líquidos y estaba claro que el precio tendría que ser medio y la calidad alta o al menos esas eran mis expectativas teniendo el cuenta sus antecedentes.

Así que por fin están disponibles los Dreamy Matte liquid lipsticks en 14 colores para elegir de los que he podido probar 7. Swatch para ti, swatch para mí.

nabla dreamy matte

Para empezar el packaging es alucinante pero no sólo el tubo del labial sino la cajita en la que viene: está decorado con constelaciones y yo es que con el tema galaxias y el espacio en general me babo mucho. Es mi propio ASMR visual.

Entiendo que haya quien prefiera no valorar la calidad de un producto de maquillaje por su packaging (un envase bonito no convierte en mejor al líquido que lleva dentro), pero personalmente valoro mucho una buena presentación del producto, bonita, duradera… y soy consciente de que es un factor que influye en mi compra.

Y seguro, seguro, que no soy la única.

Así que tengo que decir que el tubo translúcido en el que vienen, las letras serigrafiadas en rosa dorado y mismo tono en la tapa metálica, me parecen todo un acierto: sencillo, limpio y atemporal. Elegancia a precio medio. Aplaudo eso.

nabla dreamy matte

nabla dreamy matte

La gama de colores que han elegido no puede ser más alucinante: hay nudes, hay colores vivos, colores vamp y alguna excentricidad (hay un tono azul que no se han atrevido a enviarme, guiño, guiño).

La textura es bastante más licuada que otros labiales líquidos como por ejemplo los Everlasting líquidos de Kat Von D, que resultan casi una especie de mousse al tacto, aunque son igualmente muy fáciles de aplicar y no se dispersan por las líneas de los labios.

La pigmentación es altísima: son totalmente opacos y cubren el labio de una pasada. Lo que no juega tanto a su favor es que tardan algo en secarse, hay que tener un poquito más de paciencia que con otras marcas. Una vez asentados sobre los labios se hacen bastante cómodos de llevar aunque presionando fuertemente los labios sí pueden llegar a resultar algo pegajosos a pesar de su textura totalmente mate. Por ejemplo, al tacto se percibe cierto nivel graso aunque hay que ser muy pesada llevándose la mano a la boca para que el producto transfiera. Me recuerdan bastante a los LASplash aunque el aplicador de los de Nabla es más pequeñito y permite mayor precisión: me gusta bastante más.

Lo bueno de este tipo de textura es que el labial no acaba resecándose al nivel de labiales líquidos de otras marcas que de tan secos que resultan se deshacen en puntitos minúsculos que siempre acaban en los dientes. Hola Jeffree Star, te hablo a ti.

Los Dreamy Matte son de los que se desvanecen principalmente por la zona húmeda de los labios y las comisuras, aunque esto sólo se percibe con los tonos más oscuros, con los nude rara vez me acuerdo de andarme con retoques.

nabla dreamy matte

El olor es maquiyonkis friendly totalmente. Si los de Nabla me hubieran preguntado: “oye Lu, ¿a qué quieres que huelan los Dreamy Matte que vamos a sacar?” hubiera pedido justamente el olor que tienen, algo así como natillas con muuuucha vainilla. Y si no te encanta este tipo de olores tampoco te preocupes demasiado porque se desvanece casi en cuanto se asienta en el labio y se queda mate.

Eso sí, qué gozada aplicárselos. Yummy. Nice. Gordi.

Sin duda los tonos Unspoken (rojo sangre) y Kernel (ciruela) son muy de mi día a día (hasta que dejen de serlo). Al tono Coco (chocolate) lo he recibido con los brazos abiertísimos, casi igual que cuando empecé a utilizar rojos en los labios por primera vez: con miedo pero con efecto mágico sobre mí.

Sweet Gravity (nude cálido) y Stronger (topo frío) son una especie de nudes que casi dejan de serlo y Grande Amore (coral) y Five o’clock (magenta) serán mis retos para este verano.

nabla dreamy matte

Y volviendo al tema del packaging, la presentación es tan bonita que los hace muy regalables: no es lo mismo regalar un Cream Lip Stain de Sephora (que viene precintado en plástico), que un labial con un envase y una cajita con las características de los Dreamy Mattes. Es que muy bien por Nabla fabricando cosas bellas.

El precio de los Dreamy Matte liquid lipsticks de Nabla es de 14,90€ (3ml) y están disponibles en Maquillalia y en su web oficial.

Producto recibido por cortesía de la marca/distribuidor. Mi opinión es libre.

12 Comments

12 Comments

  1. La verdad que cuando vi el pedazo cobre que enviaron a todas yo aluciné. Los tonos que has recibido, sin duda son mis preferidos y me ha gustado mucho el packaging como dices es muy elegante.
    Un besito guapa 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *